Visegrad 4: noticias económicas de la semana

Eslovaquia

Dado que se espera que el crecimiento económico de Eslovaquia se acerque al 4 por ciento el próximo año, el salario bruto promedio mensual podría superar los 1.000 euros, dijeron algunos analistas eslovacos. La economía del país también se beneficiará con nuevas inversiones en la industria automotriz. Los riesgos provienen principalmente del entorno externo y la reacción de los mercados financieros a los cambios en las políticas monetarias de los bancos centrales más importantes. Sin embargo, estos riesgos parecen ser manejables por el momento. Las tasas de interés seguirán siendo relativamente bajas el próximo año, pero no habrá más recortes en las tasas para los clientes.

Los temas relacionados con la necesidad de importar mano de obra fuera de la UE para abordar la escasez de trabajadores calificados en Eslovaquia y una cooperación más estrecha entre empresas y escuelas ocuparon un lugar destacado en la agenda del “Business Service Center Forum” (BSCF) que se celebró en Bratislava a principios de diciembre. El presidente del BSCF, Gabriel Galgoci, señaló que si Eslovaquia quiere seguir siendo competitiva en el mercado global, debe buscar soluciones que atraigan a expertos extranjeros al país. “La disponibilidad de mano de obra altamente calificada, flexible y capaz de dominar el idioma es la principal motivación para que los centros de servicios comerciales lleguen a Eslovaquia”.

El fabricante alemán de automóviles Porsche compró un terreno de 20 hectáreas en Horna Streda, en la región de Trenčin, cerca de la autopista D1. Aquí podría fabricar varios componentes para coches eléctricos. Según informes, Porsche se ha puesto en contacto con el aeropuerto de Piešťany y ha expresado interés en utilizar su capacidad para el transporte aéreo. La nueva planta también podría crear nuevos empleos; sin embargo, su número no se conoce en este momento.

República Checa

Alena Schillerova (ANO), ministra de Finanzas en el gobierno de Andrej Babis, quiere centrarse en simplificar el sistema impositivo y elaborar presupuestos estatales equilibrados. Schillerova dijo que en los últimos años, el Estado elevó la carga administrativa para los contribuyentes mediante la introducción de declaraciones de VAT y el registro electrónico obligatorio de las ventas. “Ahora creo que deberíamos, por el contrario, trabajar en la simplificación del sistema. En mi opinión, una oficina financiera en línea es una prioridad absoluta”, dijo la ministra, convencida de la necesidad de introducir dentro de dos años la presentación electrónica de declaraciones de impuestos.

Los cambios en el sistema de pensiones y el control del sistema de beneficios sociales serán las prioridades de Jaroslava Nemcova (ANO), nueva ministra de Trabajo y Asuntos Sociales.
Nemcova dijo que se debería separar un fondo especial para pagar las contribuciones de pensión. Esto aseguraría que el dinero para las pensiones esté disponible incluso en períodos en los que la economía checa no tendrá un buen desempeño.
Nemcova dijo que el nuevo gobierno quiere comenzar una verdadera reforma que incluya una “indexación regular de pensiones”, lo que exigirá un amplio apoyo político y social. Algunos cambios pueden hacerse rápidamente, agregó la ministra, como un aumento de 1.000 coronas en la pensión mensual de las personas mayores de 85 años y un cambio en el método de cálculo de la pensión base que beneficiaría a las personas mayores con pensiones bajas.
El ministerio también controlará el sistema de bienestar y la efectividad de los beneficios introducidos en los últimos años. El sistema debe evitar que las personas obtengan la ayuda estatal automáticamente y debe hacer que sea ventajoso que las personas trabajen, dijo Nemcova.
La ministra también quiere negociar con el Ministerio de Finanzas sobre la recaudación de la suma destinada a los servicios sociales.

Polonia

En vista del creciente interés de los inversores, la subzona Suwalki de la Zona Económica Especial de Suwalki se ha ampliado en 14,5 hectáreas, hasta un total de 179 hectáreas. La ampliación se produce debido a las crecientes expectativas de los inversores y a la luz de algunos proyectos de inversión en la zona que generarán nuevos empleos en la región, dijo el alcalde de Suwalki, Czeslaw Renkiewicz. Gracias al fuerte desarrollo de la Zona Económica Especial la ciudad nororiental polaca de Suwalki se está convirtiendo en un líder económico en la región.

Las oportunidades para las startups en Hungría y Polonia fueron discutidas a principios de diciembre en Budapest por especialistas de ambos países durante un seminario organizado por el Instituto Polaco y la filial húngara de la Agencia Polaca de Inversión y Comercio (PAIH). Este área de Europa Central está realizando un intercambio entre profesionales y buscando sinergías para convertirse en un paraíso para las nuevas empresas.

La agencia de calificación crediticia Fitch ha mejorado su previsión de crecimiento económico para Polonia del 4,0% al 4,4% en 2017, según un reciente informe. La economía de Polonia crecerá un 3,6% en 2018 (frente al 3,2% previsto anteriormente) y un 3,2% (sin cambios) en 2019, informó Fitch. Según la agencia estadounidense, a finales de 2018, la tasa de referencia de Polonia crecerá del actual 1,5% al 2,5% y a finales de 2019 ascenderá a 3%.

En Polonia se pondrán en marcha más de diez nuevos proyectos en la industria automotriz en los próximos dos meses por valor total de 400 millones de zlotys (95 millones de euros), dijo el ministro de Finanzas y Desarrollo, Mateusz Morawiecki.
El gigante automovilístico Toyota anunció una inversión para empezar a producir en 2020 un motor de gasolina de nueva generación en una planta en Jelcz-Laskowice, en el sudoeste de Polonia.
La industria automotriz se está convirtiendo en una rama de la economía con sólidas perspectivas de crecimiento en Polonia en los próximos años.

Hungría

La economía de Hungría creció un 3,9% anual en el tercer trimestre de 2017, según el último informe de la Oficina Central de Estadísticas (KSH).
El subsecretario de Estado para los asuntos financieros del Ministerio de Economía, Péter Szijjártó, dijo que el crecimiento dinámico de Hungría fue impulsado por el consumo interno y la demanda.
Los principales contribuyentes son la industria y la construcción, la construcción de viviendas y las inversiones. Las inversiones aumentaron en un 20 por ciento, una señal del éxito de los planes gubernamentales de creación de viviendas y la utilización efectiva de los fondos de la UE, dijo Szijjártó.
Las cifras de la venta al por menor y el consumo han estado creciendo durante 52 meses consecutivos.
El valor total de las exportaciones húngaras puede alcanzar los 100 mil millones de euros por primera vez en 2017, según los datos de los primeros nueve meses del año, dijo Szijjártó.
Con una exportación de 93 mil millones de euros, el superávit comercial de Hungría en 2016 alcanzó los 10 mil millones de euros. En una comparación anual, la exportación creció un 9 por ciento, es decir 6.100 millones de euros. El 80 por ciento de las exportaciones fue dirigido a la Unión Europea. Las exportaciones a países fuera de la UE crecieron más rápido que la media, en un 12 por ciento.
Szijjártó dijo que, debido al sistema de incentivos de inversión del gobierno, 71 inversiones extranjeras se lanzaron en Hungría en 2016, por un valor total de 1038 mil millones de forintos (3,3 mil millones de euros). En enero-noviembre de 2017, se pusieron en marcha 79 inversiones por valor de 949 mil millones de forintos. El gobierno busca mejorar las posibilidades de exportación para las empresas húngaras en todo el mundo y atraer a las compañías extranjeras para que inviertan en Hungría en un entorno internacional cada vez más competitivo, añadió Szijjártó.

Fuente: visegradgroup.eu

_____
Foto: Pixabay CC0

Be the first to comment

Rispondi