Cierre total durante la Semana Santa: primeros desacuerdos dentro de la coalición gobernante

El cierre total decretado por el primer ministro Igor Matovič (OĽaNO) durante la Semana Santa provocó la ira del ministro de Economía, Richard Sulík (SaS), quien no dudó en criticar las medidas restrictivas del Gobierno en su cuenta de Facebook.

Sulík afirma que la lucha contra el coronavirus se ha convertido en un “fetiche” y que esta «locura» debe terminar. «No arruinamos nuestra economía debido a 800 víctimas de la gripe cada año, pero lo hacemos debido a 500 personas infectadas con coronavirus», dijo, agregando que decenas de miles de pequeñas empresas se han visto obligadas a cerrar sus actividades y el gobierno tampoco puede contribuir a su renta».

Por su parte, el primer ministro Matovič respondió acusando a algunos miembros de la coalición de perseguir «intereses egoístas» con actitudes irresponsables y «delirantes» frente a la gravedad de la situación. «Estamos en guerra contra un enemigo extremadamente peligroso», dijo Matovič, y cualquier ataque dentro del equipo de gobierno solo contribuye a la propagación del mal, agregó.

Intervinieron en este asunto el presidente del Parlamento, Boris Kollár (Sme Rodina), el ministro de Asuntos Exteriores y Europeos, Ivan Korčok (candidato de SaS), y el vicepresidente del Parlamento, Juraj Šeliga, quienes argumentan que la discusión no debería tener lugar en las redes sociales. El lugar adecuado para este debate es la reunión oficial del Gobierno.
Los socios de la coalición también pueden tener diferencias de opinión, pero estas no deberían filtrarse en las redes sociales, dijo Kollár: esto «da la impresión que falta la armonía».
Según Korčok, el choque político entre Matovič y Sulík «es un asunto privado, que no debe transformarse en una guerra pública de palabras». El Ministro de Asuntos Exteriores espera que la tensión de estos días, quizás provocada por la situación extrema que estamos experimentando, no se convierta en un evento regular.
En opinión de Šeliga, la gente necesita una comunicación clara y una señal de unidad en la lucha contra el coronavirus.

Después de la entrada en vigor de las medidas gubernamentales que restringen la libertad de circulación de los ciudadanos del 8 al 13 de abril, ayer se produjeron atascos y largas colas en las carreteras de Eslovaquia, principalmente alrededor de Bratislava y en la autopista D1, con fuertes ralentizaciones de tráfico. Las patrullas policiales y los militares llevaron a cabo controles masivos. La nueva normativa prevé que los conductores muestren sus documentos y llenen un formulario específico sobre las razones de su desplazamiento.
La situación también ha creado enormes problemas para el transporte de mercancías, que está autorizado a circular sin restricciones incluso los días festivos. Los carriles verdes introducidos en las carreteras en los últimos días para permitir el transporte internacional transfronterizo, especialmente fármacos y alimentos, también han quedado bloqueados. El tráfico se reanudó regularmente solo por la tarde.
La Cámara Eslovaca de Agricultura y Alimentación (SPPK), junto con varias organizaciones de empresas de alimentos y comercio, solicitó al Gobierno que elimine los controles en los camiones que transportan mercancías, para evitar demoras en el suministro de los establecimientos comerciales.

El primer ministro Matovič ha declarado que los controles deberían haberse realizado por muestreo, pero el jefe de la policía Milan Lučanský negó cualquier responsabilidad, afirmando que la policía procedió de acuerdo con la resolución del Gobierno, teniendo en cuenta las excepciones esperadas y realizando patrullas según lo dispuesto por el Ministerio del Interior.
El ministro del Interior, Roman Mikulec (OĽaNO) y la policía instan a los ciudadanos a no viajar fuera del distrito de residencia a menos que sea necesario. Las infracciones pueden ser castigadas con multas de hasta 1.659 euros.

___________

Foto: vlada.gov.sk
Ministerstvo hospodárstva Slovenskej republiky

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.