Más de la mitad de los eslovacos están fascinados por las teorías de la conspiración

Una encuesta realizada por el think tank Globsec revela que alrededor del 56% de los eslovacos entrevistados tienden a creer en las llamadas «teorías de la conspiración», según las cuales los acontecimientos mundiales son decididos por grupos y asociaciones secretos con el objetivo de crear un orden global totalitario. Se trata de un porcentaje muy superior a la media de la UE, que se sitúa en torno al 41%.
El estudio titulado «Voces de Europa Central y Oriental»: Percepciones de la democracia y el gobierno en 10 países de la Unión Europea» analizó los resultados de una serie de encuestas de opinión realizadas en marzo de este año sobre una muestra que incluía entre 1000 y 1047 encuestados en diez Estados miembros de la UE: Austria, Bulgaria, Estonia, Hungría, Letonia, Lituania, Polonia, República Checa, Rumanía y Eslovaquia.

En Europa central y oriental, los eslovacos son los más propensos a creer en las teorías de la conspiración. Porcentajes más bajos se observan en Lituania (17%), Austria (20%), Letonia (25%) y Estonia (28%). Dentro del grupo de Visegrado, los menos dispuestos a creer en teorías engañosas son los checos (29%), seguidos de los polacos (34%) y los húngaros (35%). Por el contrario, el porcentaje aumenta significativamente en Bulgaria, donde el 48% de los encuestados admite que cree que las teorías de la conspiración están bien fundadas.

En Eslovaquia, el 61% de las personas mayores de 65 años y con bajo nivel educativo está de acuerdo con las teorías de la conspiración, un porcentaje que viene creciendo desde 2018, cuando se situó en el 48%. Los datos que se refieren a los entrevistados con un nivel de educación universitaria, en cambio, son más bajos (53%).

Los analistas han identificado cinco factores clave que contribuyen a la propensión de la opinión pública a creer en teorías conspirativas y noticias falsas: la disponibilidad para ceder derechos y libertades a cambio de mayor seguridad, la preferencia por un líder autocrático, la creencia de que los medios de comunicación no son libres, la insatisfacción con el sistema y más en general con la vida.
En la propensión a creer que las teorías de la conspiración son ciertas, entran en juego factores relacionados con la edad y el nivel educativo de los entrevistados, así como el nivel de confianza en las instituciones de su país.

Los resultados de la encuesta revelan el poderoso factor de atracción que durante siglos ejercen sobre el imaginario colectivo las sociedades secretas, a las que, sin embargo, se le puede atribuir cualquier cosa, dada la distancia y el misterio que las rodea.
También existe un vínculo entre algunos factores que contribuye a aumentar la propensión de los ciudadanos a creer en las teorías de la conspiración: el descontento con el sistema político-económico de su país, el descontento con su propia vida y la creencia de que los medios de comunicación están controlados por poderes fuertes. La tendencia a creer en ciertas noticias también depende del contexto histórico y político, ya que algunas teorías de la conspiración obtienen un amplio apoyo incluso entre países o categorías generalmente menos inclinadas a aceptarlas.

¿Cuál es el vínculo entre el funcionamiento de la democracia, la satisfacción con la vida y la actitud hacia las teorías de la conspiración? El análisis revela que cuanto mejor funcionan las instituciones liberales, más satisfechos están los ciudadanos con sus vidas. Y esto va para cada uno de los países europeos examinados en la encuesta, en particular para Austria. Aquí el 86% de los encuestados parece estar satisfecho con el funcionamiento de la democracia, el nivel de bienestar económico y los altos estándares sociales.

En cuanto a Eslovaquia, todavía se sienten las consecuencias del doble asesinato del periodista de investigación Ján Kuciak y su novia Martina Kušnírová. La investigación ha abierto una caja de Pandora llena de casos de corrupción y oscura connivencia entre la mafia y las instituciones públicas, y ha hundido la confianza de los eslovacos en la democracia. Los analistas de Globsec señalan que «si bien ha comenzado la limpieza del sistema político, solo el buen gobierno y el tiempo restaurarán la confianza de los eslovacos en las instituciones».

___________

Foto: viarami CC0

 

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.