El Parlamento rechaza veto presidencial y aprueba dos leyes

El Parlamento rechazó un veto del presidente Andrej Kiska y aprobó por segunda vez tanto la ley que establece un impuesto especial del 2,5% para las cadenas minoristas como la enmienda a la ley que regula la Fuerza de Policía.
Las leyes entrarán en vigor en enero y febrero de 2019, respectivamente.
Las grandes cadenas minoristas, cuya facturación está compuesta por al menos el 25% de las ventas de productos alimenticios pagarán un impuesto especial del 2,5% sobre las ventas netas.
En opinión del Jefe de Estado la medida es un instrumento no sistemático que discrimina contra algunas cadenas de ventas con criterios arbitrarios e inadecuados respecto a la estructura del mercado minorista en Eslovaquia y puede provocar aumentos en los precios en perjuicio de los consumidores.
En cuanto a la enmienda a la ley concierniente las autoridades de policía, según el presidente, las medidas dejan abierta la cuestión clave de la independencia de la policía del Ministerio del Interior. El nombramiento del presidente de la fuerza policial seguirá siendo el resultado de un proceso de toma de decisiones políticas, ya que el Ministro del Interior tendrá en cuenta el resultado de la selección de los candidatos y las recomendaciones de la Comisión de Defensa y Seguridad del Parlamento y podrá despedir al presidente de la policía solo con la aprobación de al menos tres quintos de la comisión parlamentaria.

_________
Foto: BDE ©

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.